jueves, 31 de diciembre de 2015

Los Si y los No para el Año que comienza..


Después de hacer un análisis muy rápido, de lo que fue mi vida estos últimos 12 meses, me he hecho una lista de 20 ¨No¨ qué intentare cumplir en el año que muy pronto comenzará,  así mismo me he hecho una lista de los ¨Si¨, que también pienso cumplir, no sé si lo haré, pero de lo que, si estoy segura, es que lo intentaré...

miércoles, 30 de diciembre de 2015

Reflexiones de fin de Año


Este fin de año, totalmente atípico para mi, es definitivamente de reflexión, son muchos sentimientos encontrados, pero muchas satisfacciones también. Reflexiono sobre lo que perdí, pero también sobre lo que gane.

Siento que lo mas importante que perdí, fue el miedo a enfrentar los cambios, ante las tempestades, reaccionamos cubriéndonos, y cubriendo a nuestros seres queridos para que no los alcance, sin embargo podemos reaccionar de otra manera, podemos enfrentarla y perderle el miedo.

sábado, 28 de noviembre de 2015

La Venezuela que recordamos


El tema de la migración en Venezuela es junto a la política, la inseguridad y la escasez el pan nuestro de cada día, nos lleva horas de conversación en donde quiera que vamos. Ya sea que estemos en una reunión de amigos, nos encontremos en una farmacia, en un supermercado, reparando el carro, en la panadería, fiestas infantiles, reuniones de amigos; se ha convertido en mucho más que un comentario, es nuestra manera de hacer terapia grupal como población, como ciudadanos, como hermanos de una tierra de la que seguimos hablando como si con eso la mantuvieramos retenida aquí, sosteniendo aquello que ya sólo va quedando en nuestros recuerdos pero nos negamos a toda costa a dejar atrás. Un país que se ha ido desvaneciendo frente a nuestros propios ojos y del que decimos a diario, antes no era así y pedimos que sea como era antes. Pero antes de que? Antes de que muchos creyeran que la solución de un país corrupto era un hombre hecho mesías, que solucionara de un plumazo todas las deficiencias que existen en nuestra sociedad? Antes que muriera Chávez y ganara Maduro? Antes que iniciara la escasez? Ante de que?

lunes, 23 de noviembre de 2015

Afirmaciones negativas mas comunes. Como evitarlas

Las afirmaciones positivas o negativas programan nuestra mente y a lo largo del tiempo forma parte de nuestra vida, convirtiéndose en nuestras creencias y aceptaciones, esta es la razón por la que es tan importante incentivar a nuestros hijos con frases positivas. Muchas veces los padres estimulamos estas afirmaciones negativas, con o sin conciencia de ello, cuando las repetimos a lo largo del tiempo de generación en generación. Paremos el ciclo ya, entendamos que está en nuestras manos lograrlo.

viernes, 18 de septiembre de 2015

El Perdón. Enseñar a nuestros hijos a perdonar





Desde muy niños y sobre todo cuando  tenemos hermanos, se presentan disputas, discusiones y situaciones donde nos enojamos, pero siempre después de la tempestad viene la calma, y es allí donde comenzamos a aprender sobre el perdón. Mucho se habla sobre el perdón, continuamente decimos a nuestros hijos que deben olvidar la desavenencias, pero les estamos enseñando a perdonar de palabra o estamos siendo ejemplos reales de perdón para ellos?


sábado, 12 de septiembre de 2015

Tener hijos… Una gran decisión



Creo que un niño debe ser traído al mundo por amor y con responsabilidad, no por impulso, por accidente o por presiones sociales. En  Venezuela muchas mujeres tienen hijos sin las condiciones mínimas para educarlos, alimentarlos y protegerlos, lo cual es básicamente un problema de educación, de estructura social y familiar, esto hace que muchas mujeres descarguen en sus propios hijos sus frustraciones y amarguras, motivado a las carencias con las que viven, a la ignorancia, repitiendo los mismos patrones con los que fueron criadas, un circulo vicioso muy difícil de romper. En Venezuela, de cada 4 parejas que se casan o deciden vivir juntos, 3 terminan separándose. Las condiciones socio-económicas, la falta de educación, la inmadurez de parejas jóvenes, los embarazos no deseados y la falta de planificación familiar, son entre otras,  causas de separación, quedando familias fracturadas donde generalmente hay hijos involucrados arrastrando un drama tras de si, y todo esto unido al gran problema de la paternidad irresponsable.

martes, 18 de agosto de 2015

Mandocas



Las famosas mandocas son un plato muy típico en Venezuela, muy común para el desayuno; por supuesto que mi hijo las adora, se acostumbró a comerlas en sus viajes de vacaciones a casa de sus abuelos, y su abuela siempre lo ha complacido con este rico plato. A continuación la receta…

Empanadas

Las famosas empanadas son un plato muy típico en Venezuela, muy común para el desayuno de fines de semana, de niña me encantaba comerlas y aún me encantan, aunque ya no puedo darme el lujo de comerlas cuando quiero. A los niños les gusta muchísimo y a mi hijo, por supuesto que le encanta. Bueno, allí va la receta…

LOS INGREDIENTES:
3/4 Kg. de harina de maíz (La más común es la Harina PAN que se comercializa en muchos países)
sal al gusto
1 taza de avena en hojuelas
1 Kg. de queso blanco (duro o semiduro) rallado
2 lts de agua aproximadamente

Aceite para freír (Suficiente)

PREPARACIÓN:
Se disuelve la sal en el  agua y se le va agregando  la harina de maíz poco a poco, haciendo movimientos circulares constantes, a medida que va endureciendo, vamos amasando de forma que no se empelote,  luego agregamos la avena en hojuelas hasta que formen una masa que no quede ni muy blanda ni muy dura.
Luego, cuando la masa ya está a punto, se le agrega la mitad del queso y se sigue amasando hasta que se hayan unido bien todos los ingredientes.
Luego se hacen unas bolitas de masa del tamaño que desee sus  empanada, se coloca sobre el mesón una bolsa bien limpia y ser engrasa con un poco de aceite, se coloca la pelotica y doblamos la bolsa hasta que la tape, luego con un objeto plano, puede ser una tabla plástica, un plato o cualquier objeto plano, la aplastamos hasta que forme un circulo ni muy fino que se rompa, ni muy grueso. Le colocamos el queso previamente rallado, y doblamos la bolsa hasta que forme una media luna, con una taza redonda, cortamos los bordes.
La llevamos a la paila donde tendremos el aceite previamente calentado a fuego medio y se van friendo hasta que tomen un color dorado. Debe ser suficiente aceite que la tape, para que quede crujiente. Deje enfriar un poco y a disfrutar.

Las empanadas también pueden rellenarse con carne molida, mechada, pollo, caraotas, o cualquier otro relleno de su gusto.



10 Razones para tener un hijo

Cuando se decide tener un hijo por primera vez, todos son deseos, porque no conocemos lo que es ser padres hasta que ese hijo viene al mundo y lo tenemos en nuestros brazos, entonces hay otras razones que nos confirman que hemos hecho lo correcto. Anteriormente he mencionado que mi idea de la maternidad nació conmigo, en mis juegos de niña siempre quise ser madre sin embargo esta no es una razón del todo valedera para tener hijos, que niña no juega con muñecas y los mece en su regazo? Un hijo es mucho más que un instinto natural, un capricho o una moda.

Mis 10 Razones para decidir tener un  hijo:
1.  Instinto maternal: Es un sentimiento que te acompaña siempre, pero notas que está en su punto más álgido o se activa el “reloj biológico de la maternidad” como dicen, cuando cada niño que ves te causa ternura y sueñas con que sea tuyo.
2.  Condiciones de cierta estabilidad, económica y emocional, pues tener un hijo fue para mí una decisión pensada, planificada y deseada.
3.  Sentimiento de vacío: Hay un momento en tu vida en el que tienes libertad plena para hacer lo que quieras, dormir lo que quieras, cocinar si quieres o no, lavar si quieres o no, disponer de tu dinero como quieras, y sin embargo, algo te falta: aunque disfrutas de tu trabajo, te diviertes y vives despreocupadamente, sigue faltando algo. Siento decir que ese haya sido uno de mis motivos porque no hay persona alguna que pueda llenar esa sensación de vacío que en algún momento de nuestra vida podamos sentir, y pretender llenarlo con la presencia de un hijo sería injusto y una carga muy pesada para alguien que recién llega a este mundo y a lo largo de su vida tendrá sus propias cargas. Ese vacío que no sabemos describir y que nos hace sentir como que algo falta aunque lo tengamos todo, ese vacío solo lo llena Dios.
5.  Deseo de tener una familia: cada vez que sales a un centro comercial, a un cine, a un parque, a un supermercado y ves las familias que comparten, que disfrutan juntos, sientes que quieres eso, supongo que es parte de la crianza y de los estándares sociales; aunque lo que ves muchas veces nos es lo que parece y el jardín del vecino siempre se vea más verde…  Aun así tener una familia siempre es una bendición.
6.  Deseo de tener en quien ocuparte: Es ese deseo de velar por alguien, de proteger esa personita que llene tu tiempo, tu espacio, tu vida...
7.  La compañía sincera: Sé que el tener un hijo no es una compañía para siempre, los hijos son prestados y por muy poco tiempo, ya que muy rápido comienzan a hacer sus propias vidas, sin embargo, ese corto tiempo en el que quieren estar solo contigo, llenando esos momentos de hermosos recuerdos compartidos, momentos que sin su presencia estarían llenos de soledad;  para mí valen un mundo!
8.  El deseo de conocer al amor real y verdadero: Es el deseo de conocer al verdadero amor, tu verdadero príncipe azul, o tu princesa rosada.
9.  El deseo de compartir todo, tus recursos económicos, tus esfuerzos, tu cariño, tus alegrías, tus experiencias, tus vivencias  y sobre todas las cosas todo tu amor! con alguien muy especial,  y quien mejor que un hijo.
10. El deseo de tener a alguien a quien transmitir tus genes, tu herencia, tu historia; alguien en quien puedas verte retratado y dar continuidad a tu vida. Mi prole!  

Definitivamente la mejor decisión que he tomado en toda mi vida fue traerlo al mundo.

jueves, 30 de julio de 2015

Lactancia Materna


Antes de tener a mi hijo no había dado importancia a la lactancia materna ni tenia alguna opinión al respecto. Desde el primer encuentro con él después de su nacimiento, intenté darle de mamar, al principio fue muy doloroso, sobre todo cada vez que el comenzaba a mamar, luego iba pasando el dolor y eso se prolongó por quince días. Recuerdo que mi mamá me vio tan adolorida que me sugirió amamantarlo por lo menos 15 días, pensaba que iba a tirar la toalla, nada más alejado de la realidad... No voy a decir que sea fácil, sobre todo en las noches cuando el cansancio te vence y deseas que termine pronto, cuando no puedes ni abrir los ojos. Recuerdo que cuando más dolía, pensaba que solo era capaz de hacerlo por él, que ya era todo para mí.  Los pezones se rompen y por increíble que parezca, es la misma saliva del bebé lo que los sana. Se me infecto un conducto mamario y la leche se endureció la primera semana, pero con tratamiento mejoré rápidamente. A los 15 días cesaron los dolores y comencé a disfrutar realmente amamantar a mi bebe.

viernes, 10 de julio de 2015

Las panquecas

Las panquecas o panqueques como también son llamados en algunas zonas, son muy famosas en Maracaibo, pueden servirse como desayuno o cena, para los que acostumbran cenar liviano, que aunque es una costumbre muy generalizada en mi país, no lo es en otros lugares. Este plato es muy rico en nutrientes y su sabor es exquisito, también forma parte de mis recuerdos infantiles, mi mamá las acompañaba con leche condensada y mi abuela nos las daba con miel, con mucha mantequilla y queso. Está de más decir que mi hijo las ama y suele pedirlas más que todo en la cena que es cuando hay más tiempo para complacerlo y darle todas las que se quiera comer.  Ok, sin más preámbulo, aquí va la receta…


La Primera Comunión

Mi hijo tomando su Primera Comunión

Este año ha girado por muchos meses en torno a la primera comunión de mi hijo, quien estudia en un colegio católico (Colegio Nuestra Señora de Chiquinquira, Hermanos Maristas), así que el evento fue organizado por el colegio. Su primera comunión me trajo recuerdos felices y desempolvé viejas fotos de su bautizo, su primer sacramento. La celebración de su primera comunión suma dos sacramentos mas en su vida de cristiano: la confesión y la eucaristíaPude ver como Luis Mario la vivió de una forma tan mística, tan solemne, es muy de él esa actitud, me llena de orgullo con cuanta seriedad asume estos momentos tan importantes a tan corta edad.


No fue fácil conseguir que mi hijo fuera parte de este colegio, pero deseaba que cursara sus estudios en un colegio excelente y finalmente lo logramos. La congregación de los Hermanos Maristas de la Enseñanza (F.M.S.) es una congregación religiosa católica que forma parte de la Familia Marista, fue fundada en La Valla-en-Gier (Francia) en 1817 por Marcelino Champagnat, sacerdote que fue canonizado el 18 de Abril de 1999 por Juan Pablo II. La hermandad Marista esta dirigida por un superior general que debe velar por las obras maristas repartidas por el mundo. Aparte de la excelencia y calidad de la educación impartida en este colegio, y su importante trayectoria, hay algo que quisiera acotar y que creo es un dato muy bonito: El símbolo de las tres violetas que todos los maristas en el mundo conocen, y uno de los más queridos. Las violetas son pequeñas flores que tienen una fuerte vitalidad, permanecen ocultas en medio del follaje, pero su olor no pasa desapercibido para nadie, representan las virtudes marianas (HUMILDAD, SENCILLEZ, MODESTIA) con las que el Padre Champagnat quería impregnar a todos aquellos que recibieran sus enseñanzas. Son la síntesis del carisma marista y signo de compromiso con la causa de Marcelino. Estos son los valores que los hermanos maristas inculcan a los jóvenes a los que enseñan. Espero que mi hijo pueda cultivar esas virtudes a lo largo de su vida y que pueda yo orientarle para que así sea.


Después de meses de preparación, el vestido, la torta, los recuerdos, los invitados, la comida, el salón de fiesta, el presupuesto, etc.; finalmente llego el día tan esperado y estaba ahí en una iglesia llena de gente, adornada con flores, niños y niñas todos vestidos iguales, y mi hijo uno de ellos. Fue una misa muy emotiva que nos convidaba a la oración profunda, a hacer un recorrido por nuestras vivencias, pasando por nuestras mezquindades y enfrentándonos a esos seres miserables que suelen vivir en lo profundo de nuestras existencias, y di gracias a Dios por tantas bendiciones, por estar ahí acompañando a mi hijo en ese día tan importante para él, no pude contener las lágrimas de emoción, como podrán imaginar... 
Llore casi toda la misa, alguien me puso la mano en el hombro y dijo algo de que comenzaba su camino de cristiano y que había que estar feliz o algo así; no puedo explicar el motivo de las lagrimas, supongo que eran lagrimas de felicidad y de gozo. Todas las preocupaciones de los preparativos perdieron importancia, el lugar se lleno de un no se que, el espíritu santo o como se quiera llamar, lo cierto es que me sentí muy llena de Dios, fue como si Dios tocara mi corazón y el de muchas otras personas que estaban allí en ese momento. No recuerdo haber sentido algo semejante cuando hice mi primera comunión, cada experiencia es diferente supongo, sin embargo vinieron a mi memoria los recuerdos de ese día ya lejano, pero igualmente especial para mi.  

En el Colegio junto a la estatua de su fundador... Marcelino Champagnat

Tu hijo ya hizo la Primera Comunión? Cuéntanos tu historia...

viernes, 19 de junio de 2015

Mis Tacones

Desde niña siempre me encantaron los tacones, recuerdo que soñaba usar los tacones de mis hermanas, que eran adolescentes; nunca podré olvidar mis primeros tacones, los usé a los 8 años, recuerdo que mi abuela nos hizo a mi hermana y a mi unos hermosos vestidos blancos, en algodón, manga sisa y falda acampanada, muy sencillos pero muy hermosos, y mi mamá nos compró unas sandalias blancas con un pequeño tacón que estuvieron muy de moda ese año. Recuerdo que me sentía grande y hermosa, como una señorita.


La mayoría de las mujeres a las que nos gustan los tacones, comenzamos esta afinidad desde muy chicas; en mi casa no eran muy comunes, ya que mi mamá los usaba muy poco y mis hermanas solo en navidad y cuando iban a alguna fiesta, sin embargo, para mí siempre formaron parte de mi mundo. A los 13 años tuve mis primeros tacones reales, ya que estos si eran más altos y para ese momento sí era una señorita, recuerdo que eran negros de patente y cerrados. Ese año fue muy especial para mí, no solo por mis tacones sino por los muchos cambios que hubo en nuestras vidas. Nos mudamos de casa a un edificio, un lugar donde mis padres todavía hoy viven, teníamos muchas más libertad para compartir con amigos, asistimos a muchas más fiestas y en definitiva fue una etapa muy feliz y estuvo muy marcada por mis tacones, ya que a partir de allí tuve más y más tacones. 
Luego cuando terminé la escuela, y antes de entrar en la universidad comencé a trabajar en un banco y los sucesivos trabajos, para mi felicidad, siempre debí usar tacones; aun embarazada los usaba, ya que no me molestaban para nada, excepto el  últimos mes, más por el riesgo de caerme que por otra cosa

.

Con mi bebé muy pequeño, un día tropecé con mis muy altos tacones y caí al piso con él en brazos, aunque caí muy suavemente aunque parezca increíble, y él no se hizo ningún daño, ni siquiera lloró, pero me asusté mucho y decidí bajar de mis tacones un tiempo, sólo el necesario por supuesto.
Hoy continúo usando mis tacones, procuro conseguir tacones más cómodos, sin sacrificar la altura y la belleza, pero que me permitan un poco más de equilibrio y sobre todo, que no afecten mi salud. Espero sinceramente poder usarlos muchos años más.
Y tu? Que tan fanática eres de los tacones? Comparte si tienes alguna historia

lunes, 1 de junio de 2015

Los niños aman dormir con sus padres

Desde que mi hijo comenzó a dormir en su cuarto, por determinación propia, siempre estuve preparada para recibirlo en mi cama en cualquier momento. Recuerdo que escuchaba la puerta de su cuarto en medio del ruido de los aires acondicionados, es una habilidad que despierta desde que tú bebe nace, puedes escuchar aun el sonido más leve.

Recibí muchos consejos cuando mi hijo nació y uno de ellos fue que no era recomendable que los niños compartieran la cama de sus padres; francamente respeto la decisión de cada quien pero mi instinto de madre siempre me ha dicho que el niño pide lo que necesita y yo debo proveérselo.

Antes de nacer, preparamos su cuarto y lo dejamos listo para recibirlo, con la convicción de que dormiría allí, era una pequeña casa y las habitaciones estaban muy cerca, pero cuando nació me fue imposible dejarlo solo y lo pasé para la habitación contigua, abrimos una gran puerta entre ambos cuartos, sin embargo terminé colocando su cuna junto a mi cama, de allí podía observarlo cada vez que yo despertaba durante la noche. Por más de un año compartió nuestra habitación pero no nuestra cama, porque siempre tenía miedo de hacerle daño si me quedaba dormida, era tan pequeño, pero en la medida que fue creciendo lo dormía en mis brazos y como tardaba en dormir, terminaba rindiéndome con él en mi cama.

Cuando cumplió cuatro años nos mudamos a un apartamento mucho más grande, sin embargo, desde el principio me dijo, _ mami, quiero dormir en mi habitación. El hizo de ese lugar, su espacio, su refugio.

Así que desde allí, algunas veces él venía a mi cama en medio de la noche y yo simplemente abría mi cobija para que el entrara y lo abrazaba para que sintiera el calor y la seguridad que venía a buscar.

Aun hoy cuando visita mi cama los fines de semana, después de despertar por la mañana, yo abro mi cobija y lo caliento un poco, se está unos minutos y luego me dice _mami, ya me voy. Algunas veces lo convenzo para que se quede 5 minutos más.

Lo que quiero significar con esto es que, no importa cuánto los mimemos o los acurruquemos, ellos siempre terminarán haciendo su propio equilibrio, buscando su propia independencia que viene con la edad, y determinando su propio espacio, eso no lo podemos evitar.

domingo, 17 de mayo de 2015

Mi Historia Personal



Mi nombre es  Windy, pero me llaman wendy, soy  ante todo una mujer apasionada,  feliz y eternamente enamorada de ser mamá. Desde niña siempre tuve el sueño de ser madre y como toda niña jugaba con mis hermanas, tomaba una cartera, me subía en unos tacones y buscaba mi muñeca, y ese era nuestro juego favorito.  Hoy ese sueño es realidad y para mi ha sido la mejor y más profunda experiencia en mi vida.

Depresión post parto ¿Mito o realidad?


Comencé a notar que algo no funcionaba bien en el momento en que empecé a estresarme mucho cuando mi hijo no se dormía, las horas me parecían eternas. Llegó el momento en el que me sentí frustrada y triste porque me preguntara si eso era todo lo que haría con mi vida, me sentía tan aburrida.  Mi esposo salía muy temprano y no regresaba hasta la noche, por lo que ni siquiera me asomaba fuera de la casa, no intentaba salir a conversar con las vecinas y no hablaba por teléfono.

Aborto espontáneo! ¡Triste realidad!

Un tema muy difícil de tratar para mi es este, se que la historia de las que le hablaré es una experiencia que muchas madres han tenido en sus vidas y ahora sé que son muchas más de las que yo alguna vez hubiese pensado.  Cuatro años después que Luis Mario nació quise tener otro hijo, ya estaba planificada, terminando mi post grado y mudándome a un apartamento más grande y mejor situado, estaba a menos de 5 minutos de mi trabajo, del negocio de mi esposo y del colegio de mi hijo, por lo que pensé, es el momento perfecto, para mí..., pero no era mi destino. Lo que sucedió despues, no lo hubiese imaginado nunca, en mis planes no estaba fracasar, pero así ocurrió...



El Amor mas Grande

Les voy a contar una historia que a Luis Mario, mi hijo, le encanta escuchar. Algunas veces nos recostamos a reposar juntos y me dice _mami, vamos a conversar. Entonces cada cierto tiempo en esas conversaciones le vuelvo a contar sobre el día que él llegó a mi vida… Pues ahí va…